sábado, 28 de marzo de 2015

Buñuelos de cuaresma

buñuelos
Es una receta que depende de la región donde vivamos los preparan antes o durante la semana santa, pero están tan buenos que no hay que esperar a esa época del año para disfrutar de unos buñuelos recién hechos.


Ingredientes  para 30 buñuelos

  • 400 gr de harina de fuerza
  • 1 taza de leche
  • 3 yemas de huevo
  • 25 gr de levadura fresca
  • 3 cucharadas de azúcar + para rebozar
  • 3 cucharadas de aceite de girasol
  • 1 cucharada llena de matalahúga
  • ralladura de limón
  • anís
  • aceite de girasol para freír

Elaboración
En un bol grande poner la harina, las 2 cucharadas de azúcar, la matalahúga machacada, la ralladura de limón, la levadura disuelta en la leche tibia y las 3 cucharadas de aceite, ir mezclando con una cuchara hasta quede todo bien bien repartido, seguidamente ir poniendo de una en una las yemas de huevo sin parar de mezclar hasta que este la masa homogénea, tiene que quedar una masa pegajosa, tapar con film y dejar reposar 1 hora.
Poner una olla con abundante aceite de girasol a fuego medio, calentar y con la manos engrasadas con un poco de aceite ir cojiendo porciones de masa(a si evitaremos que se pegue la masa en las manos), antes de meterlos en la olla darle forma y  hacerle el agujero con la ayuda de los dedos, cuando estén doradas ponerlas sobre papel absorbente y estando calientes bañar con anís y rebozarlas bien de azúcar.


3 comentarios:

  1. ¡¡Hola María!! ¡¡Menos mal que ya no hace falta esperarse ha la semana santa para poder comer estos ricos buñuelos!! Que por cierto, te han quedado estupendos, te aseguro que traspasan la pantalla y dan ganas de quitar uno al plato (o dos o tres, je, je) Besitos.

    ResponderEliminar
  2. Menos mal que la Semana Santa es una vez al año porque es que con los dulces tan ricos que se preparan en estos días no hay quien haga dieta, jeje, los buñuelos te han quedado con un aspecto delicioso, me pido un par, jeje.
    Un beso y buen finde.

    ResponderEliminar
  3. Tentadores a más no poder se ven tan ricos que si empiezo a comer creo que no pararé. Feliz tarde María.

    ResponderEliminar